reseña

Mi vida es un cuento (Janet Tashjian)

lunes, abril 15, 2013


Título original: Mi vida es un cuento

Título en español: Mi vida es un cuento

Saga: Autoconclusivo (Hay otro libro con otra aventura de Derek)

Autora: Janet Tashjian

EditorialMacmillan

Páginas208 páginas

EncuadernaciónTapa semidura

ISBN9788479426194

Precio14,16 euros




Derek busca un buen plan para el verano: un campamento donde pueda practicar con el monopatín, gastar bromas en el vecindario, o incluso irse de vacaciones con su mejor amigo.
La idea de quedarse en cada con los libros que le mandan en el colegio no le termina de convencer.
¡El sí que tiene buenas historias que contar! Sobre todo cuando descubre un oscuro secreto!


Este libro me lo empecé hace tiempo, pero lo dejé a un lado cuando me quedaba poco para terminarlo a pesar de lo cortito que es. Supongo que por esa razón se me ha atravesado un poquito.

Se trata de un libro infantil recomendado a partir de los 10 años en el que el protagonista en un chico que quiere disfrutar sus vacaciones. A Derek no le gusta nada leer y, como si lo hiciera para fastidiar, su profesora le manda tres libros para que lea en verano como deberes. Al chico lo que le gusta es dibujar como su padre.


Derek odia leer y escribir, es inquieto, revoltoso y le encanta dibujar como a su padre. Es un personaje que me ha resultado odioso por la sencilla razón de que por su forma de actuar me recuerda a la de un niño 8 años (es decir, odiosa), pero es más mayor de lo que parece (no recuerdo la edad exacta, creo que eran como 11 o 12 años). Por esta razón he tardado tanto en acabar el libro.


Durante la historia aparecerán personajes como la madre y el padre de Derek, el mejor amigo del chico, Bodi (su perro), Carly (la chica empollona de la clase), Susan, Michael (un niño en silla de ruedas), etc. Cada uno de ellos tendrá una gran importancia y cada uno refleja a su manera un estereotipo que terminan rompiendo como Carly. Esto me ha gustado mucho porque enseña a los niños que debajo de las apariencias hay grandes personas y que no debemos juzgarlas hasta conocerlas bien como sucede con Carly o con Michael, un personaje que, aunque aparece poco, deja claro al lector que, a pesar de la silla de ruedas, vale igual que Derek.

"Me he dado cuenta de que es natural para nosotros aprender cosas nuevas. Y que aunque los rotuladores permanentes se llaman así, al final acaban borrándose".

Otro punto a favor del libro es que aparecen, durante toda la historia, muchos monigotes que explican el vocabulario por lo que, para los niños, es una buena y entretenida forma de aprender palabras nuevas.

Me gusta también el mensaje que la autora quiere transmitir sobre las historias y sobre la manera en la que hay que leer los libros para disfrutarlos. Transmite un mensaje positivo sobre la lectura y nos deja claro que de todo se aprende.

El final del libro me ha gustado porque vemos perfectamente la evolución del protagonista y todo lo que ha aprendido durante el verano.





Aunque no entiendo muy bien del gusto de los niños, creo que es un libro ameno y entretenido, para que niños de 10 o más años lo lean, se impregnen de lo que quiere transmitir y disfruten de la lectura.






Mi sincero agradecimiento a Macmillan por el ejemplar.



Te puede interesar

2 comentarios

  1. Tiene buena pinta :) no lo conocía.
    Gracias por la reseña.
    Un beso

    ResponderEliminar

¡Anímate y comparte con todos nosotros tu opinión! Pero recuerda que los mensajes ofensivos, los comentarios pidiendo links de descargas ilegales o cualquier tipo de publicidad que no aporte nada serán eliminados.

Blog Archive